Este dúplex tenía que reunir todas las necesidades de una vivienda para cinco personas, integrar todo sus anterior mobiliario con la nueva decoración.y conseguir que desde el primer momento se sintiesen en su hogar.
Ese era nuestro principal objetivo y deseamos haberlo cumplido.

Una de las ventajas cuando nos ocupamos de la gestión integral de una obra es que gracias a nuestra experiencia, podemos negociar con proveedores y con los distintos gremios, para conseguir buenos profesionales y productos exclusivos a precios razonables.

El resultado: una vivienda totalmente personalizada y con acabados impolutos.